Tipos de cuentas bancarias

¿Cuáles son los tipos de cuentas bancarias que existen?

Publicado por

Si estás pensando en abrir una nueva cuenta, es importante que conozcas los diversos tipos de cuentas y características para elegir la adecuada. Es importante entender primero las diferencias entre los tipos de cuentas bancarias principales.

Para tomar estas decisiones, es conveniente entender primero las diferencias entre los tipos de cuentas bancarias más comunes. A continuación te diremos los tipos de cuentas que existen y sus características principales.

1. Cuenta de cheques

Una cuenta de cheques ofrece fácil acceso a tu dinero para tus necesidades de transacciones diarias y te ayuda a proteger tu dinero en efectivo. Los clientes pueden usar una tarjeta de débito o cheques para realizar compras o pagar cuentas. Las cuentas podrían tener diferentes opciones para ayudar a evitar el cargo mensual por servicio. Con el fin de determinar la opción más económica, compara los beneficios de las diferentes cuentas de cheques con los servicios que realmente necesita.

2. Cuenta de ahorros

Una cuenta de ahorros te permite acumular intereses sobre los fondos que ahorres para futuras necesidades. Las tasas de interés pueden capitalizarse en forma diaria, semanal, mensual o anual. Las cuentas de ahorros varían según los cargos mensuales por servicio, las tasas de interés, el método utilizado para calcular los intereses y el depósito inicial mínimo. Entender los términos y beneficios de la cuenta te permitirá tomar una decisión más informada sobre la cuenta que mejor se adapte a tus necesidades.

3. Certificado de depósito

Los certificados de depósito, o CD, te permiten invertir tu dinero a una tasa de interés fija durante un periodo predeterminado. Los CD suelen tener tasas de interés más altas que las cuentas de ahorros tradicionales porque el dinero que depositas queda inmovilizado durante la vigencia del certificado, que puede variar de algunos meses a varios años. Asegúrate de que no necesitarás retirar esos fondos antes de abrir un CD, ya que los retiros anticipados pueden estar sujetos a penalidades financieras.

4. Cuenta de mercado monetario

Las cuentas de mercado monetario son similares a las cuentas de ahorros, pero requieren que mantenga un saldo más alto para evitar un cargo mensual por servicio. Mientras que las cuentas de ahorro suelen tener una tasa de interés fija, estas cuentas tienen casas que varían regularmente de acuerdo con los mercados monetarios. Las cuentas de mercado monetario pueden tener tasas de interés escalonadas, lo cual proporciona tasas más favorables sobre saldos más altos. Algunas cuentas de mercado monetario también te permiten librar cheques contra sus fondos, pero de manera más limitada.

5. Cuenta nómina

La cuenta nómina es un tipo de cuenta orientada a aquellos clientes que deseen domiciliar su nómina en el propio banco

Aunque su funcionamiento es muy similar al de las cuentas corrientes, este tipo de cuentas posee algunas ventajas que es importante mencionar

Entre ellas, las más importantes son que la entidad bancaria en donde hayas obtenido tu cuenta nómina no te cobrará algunas de las comisiones habituales, como el mantenimiento de la misma o los gastos de administración.

Por su parte, en algunas ocasiones el banco te puede ofrecer una cierta remuneración por los ahorros o te puede proponer algún tipo de regalo por la contratación de la cuenta.

6. Cuenta remunerada

La cuenta remunerada es un tipo de cuenta de ahorro destinada a aquellas personas que no desean ser penalizadas en caso de querer disponer de los fondos de la misma antes de los plazos estipulados.

Generalmente, este tipo de cuenta ofrece rentabilidades superiores a las de una cuenta corriente tradicional e inferiores a la de un depósito a plazo fijo.

Es importante recordar que al tener una cuenta remunerada, podrás disponer de tus fondos en cualquier momento sin ningún tipo de penalización.

A su vez, no hay que olvidar que, a diferencia de una cuenta corriente, las operaciones que puedas realizar con ellas son bastante más restrictivas y no podrás, por ejemplo, hacer uso de ciertas tarjetas de crédito o domiciliar los ingresos.

7. Cuenta corriente

La cuenta corriente es, sin duda, uno de los productos estrellas de los bancos y a partir de la cual los clientes pueden administrar su dinero de una forma fácil y organizada.

Las cuentas corrientes funcionan de una manera bastante simple. A Través de depósitos a la vista podrás disponer de tu dinero en todo momento y realizar gestiones como transferencias, ingresos, pagos, etc.

Es importante que sepas que la cuenta corriente, a diferencia de una cuenta de ahorro, te permite gestionar tu dinero diariamente, razón por la que este tipo de cuentas no ofrecen ningún tipo de remuneración por el dinero que se mantenga en ellas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s